16 oct. 2009

Últimos días en Panamá…


Ya estamos en Chile… y es que ya tocaba cambiar de aires!!! Unos días más y nos quedamos en Panamá para siempre!!
Estas últimas 2 semanas en Panamá las hemos pasado entre las montañas, la City y La Casita Rosa.
Pasamos un fin de semana divertidísimo con 2 medio panameños: Carla, francesa, y Alexei, Ruso. Ambos amigos de Antoine el primo de Roberto. Con ellos estuvimos en un lugar llamado El Valle, está situado en el cráter de un volcán que explosiono hace 5.000 años ni más ni menos. Y efectivamente, es como un valle muy verde en lo alto de una montaña pero rodeado de montañas más altas aun.
El Valle está lleno de cascadas, excursiones, balnearios… pero al final nos decantamos por una autentica e increíble excursión a caballo, por buenos manjares y un poco de música entre copitas. La excursión a caballo duro como 3 horas y fue divertidísima!! Empezamos al paso cada uno intentando conocer a los caballos… el mío era un vago impresionante de estos que si no corre el de delante el no mueve ni una herradura!! Me pasé el viaje entero intentando que trotara de modus propis pero… nada!! El de Roberto, en cambio era el más obediente e independiente de todos, molaba mogollón! Bueno pues la excursión empezó tranquilita… el tiempo se estaba portando bien y nosotros pues también… pero como es costumbre en estos países del trópico cada día viene una pequeña dosis de lluvia tropical y esta no tardo en llegar y en forma de tormenta en toda regla. No había pasado ni una hora y ya estábamos totalmente chopos. Pero totalmente… los zapatos nos hacían chof-chof encima del caballo… y con la lluvia nos empezamos a animar y prácticamente la vuelta fue al galope!! Lo mejor de todo fueron los últimos minutos antes de llegar, íbamos todos al galope muertos de la risa, chopos y gritando sin parar!!! Yuhuuuu! Ahora sí, ninguno de nosotros olvidamos rápidamente esta excursión… ya que el culo nos ha dolido durante bastantes días!!!
Por las noches vinitos, copas, música, billar y muchas risas con Carla y Alexei, que a pesar de acabarlos de conocer, fue como si nos conociéramos desde hace muchísimo tiempo.
Tras este divertido fin de semana volvimos de nuevo a casa de los que han sido como nuestra familia aquí en Panamá en estos casi 2 meses Ana, Dani, Benja, Olivia y Cesar. Hemos estado toda una semana en su casa, que es como estar en casa y un Kit Kat en el viaje… que nos ha servido para cocinar un poquito, ver alguna peli, Roberto y Benja jugar cada noche a la WII y también preparar el fin de semana de despedida en La Casita Rosa y que además era mi cumple.
La Casita Rosa es una casa preciosa en una isla a una hora y media de Panamá. La casa tiene de todo: piscina, zona para tomar el sol con sus tumbonas, barbacoa, una mini playita, hamacas para descansar y encima buen tiempo!! El fin de semana fue genial y muy divertido. Lo pasamos jugando todos al UNO, tostándonos al sol, bebiendo GinTonics, comiendo como focas, leyendo, jugando a los tiburones con Olivia y durmiendo.
Ahhhh, y cumpliendo 1 año más… el plan de estar todos allá ya era un plan perfecto para ese día así que no me esperaba nada y menos aun soplar un 2 y un 7 chulísimos (que tengo como recuerdo en la mochila) comer un super pastel de merengue de colores estilo Panamá, por cierto buenísimo, y menos aun la camiseta que me regalaron, que me la he puesto desde entonces casi todos los días!!!! GRACIAAAAS!!! La verdad es que desde el primer día lo pasamos genial con ellos y esperamos volverlos a ver muy pronto… o por aquí o en Barcelona.
Un fin de semana del que hemos vuelto todos con unos kilitos de más y las energías recargadas. Pero como todos los momentos buenos pasan volando, no nos habíamos dado cuenta y ya estábamos de vuelta a la City, pero esta vez para hacer las maletas e irnos a Chile donde ya estamos preparando las nuevas aventuras.
De Panamá nos llevamos buenísimos recuerdos tanto de las personas como de los maravillosos lugares en los que hemos estado, es un país precioso y mas que recomendable. En el que se pueden ver mil cosas distintas desde playas caribeñas a playas pacificas, desde autenticas selvas tropicales a montañas peladas y volcanes, desde flora de ensueño hasta fauna que te quita el sueño, desde indígenas a locales, desde rascacielos tipo Neoyorkinos hasta tambos (o chabolas de paja), desde Malls que te quitan el aliento a tenderetes en que venden sólo calcetines, etc. Es un país con un pie en EEUU y el otro en el pasado. Un país que ha tenido un crecimiento reciente espectacular pero no siempre impulsado por ellos mismos ni cuidando de lo suyo.
Y nada, os dejamos las fotos para que veáis nuestras últimas vivencias de Panamá en familia.
Un beso a toooodos,
Uschi & Roberto

15 oct. 2009

El cambio climático, una constante en este viaje.

Hoy es un día especial para los blogers como nosotros. Hoy se celebra el Blog Action Day en todo el mundo a través de la página http://www.blogactionday.org/. Se trata de que todos los blogers escribamos sobre el mismo tema y lo publiquemos el mismo día. Nos hemos juntado unos 8000 blogs de 140 países diferentes, de temáticas acerca de política, viajes, periodismo, medicina, ciencia, cultura, deporte, sexo, y un sin fin de temáticas más. Pues bien, hoy todos nos juntamos para hablar acerca del cambio climático.
Si hacemos un rápido repaso de los destinos que hemos elegido en nuestro viaje, veréis que todos tienen un factor común: los efectos negativos del cambio climático. La india ha sufrido este año la sequía a lo largo del mes de Junio más fuerte de los últimos 83 años, pero eso no es lo peor, ya que toda la lluvia que faltó en un mes se concentró en el siguiente en pocos días, inundando por completo regiones y ahogando así las pocas esperanzas de los campesinos del país. En Nepal, ascendimos al campo base del Anapurna y desde ahí vimos los restos de un glaciar que hace 20 años era gigantesco y hoy está casi completamente derretido. Más tarde vimos como los campos de maíz de los padres de los alumnos del cole donde estuvimos se secaban por momentos y comprendimos el significado y la importancia de los monzones tanto en cantidad de agua como en su puntualidad a la hora de llegar. En Birmania, vimos de cerca las condiciones infrahumanas en las que viven las víctimas del ciclón Nargis, algo horrible con historias espeluznantes que no queremos compartir ahora mismo. Y eso que el ciclón fue hace más de un año. En Panamá, hemos visto la terrible deforestación de la selva que el hombre (todos nosotros) está haciendo. A pesar de su importancia tanto para miles de especies como para el propio ser humano, el país está completamente arrasado. Hasta en los rincones más remotos de la selva que pudimos llegar, vimos a indígenas cortando arboles y rociando la madera con químicos para transportarla flotando por los mismos ríos de los que beben y viven. Ahora estamos en Chile y todavía no hemos vivido en primera persona nada en concreto, pero ya he leído artículos poco esperanzadores que hablan del deshielo de glaciares, de la subida del nivel del mar, y del impacto irreversible que está teniendo en la industria pesquera y de la contaminación que emite la industria minera. De todo esto que os cuento podríamos hablar horas y horas y dar datos y cifras espeluznantes pero hemos llegado a un punto en que las cifras ya no nos asustan, los números no los sabemos cuantificar y son tantos los horrores que vemos en los medios que cualquier cosa es simplemente "una cosa más". ¿Hasta cuándo?
No podemos hablar por todos, pero sí podemos generalizar acerca de nuestra sociedad. Vivimos en un mundo (o mejor dicho en una burbujita) en el que no tenemos tiempo. Siempre vamos a contrarreloj. No tenemos tiempo para nosotros mismos, cada día tenemos menos espacio para nosotros y es difícil permanecer 2 minutos en silencio para reflexionar acerca de lo que vemos, leemos, vivimos, etc. Además nos están enseñando a vivir en un mundo muy individualista, el "mundo del yo" donde lo más importante es MI éxito como individuo, MI trabajo, MI cuenta, MI casa, Mi ipod, Mis favoritos MI MI MI MI... ¿algún día pensaremos en MI planeta? o ¡como es NUESTRO y no solo MIO ya pensaran los demás?
Si algo estamos aprendiendo en este viaje es que 6.000 millones de personas vivimos en un MISMO planeta que compartimos para lo bueno y para lo malo (ya he dado una cifra y eso que no quería hacerlo!!). Y éste es el mismo planeta que heredaran las siguientes generaciones. Para el clima, no existen fronteras, ni países, ni razas, ni estatus social ni nada de nada. El clima cambia y sus consecuencias nos afectan a todos. Uno de los principios budistas que aprendimos en Nepal es la interdependencia de las cosas. Cada una de nuestras acciones, cada una de nuestras palabras e incluso cada uno de nuestros pensamientos tiene sus consecuencias en los demás. Como cada causa tiene muchos efectos casi todo lo que ocurre está interconectado y es dependiente de otras cosas. Nuestros actos, pensamientos, palabras, crean un efecto en los demás y las reacciones de los demás causan un efecto sobre nosotros en una cadena interminable en la que todos los eslabones son interdependientes entre sí . ¿Qué quiero decir con todo esto? Pues que cada uno de nosotros debemos ser CONSCIENTES de lo importantes que somos como individuos porque tenemos un enorme poder sobre todo lo que nos rodea.
Desde nuestro punto de vista, el primer paso y más importante para que todo esto empiece a cambiar es que seamos conscientes de lo que está pasando. El siguiente paso es actuar. El primer paso depende solamente de uno mismo. Debemos olvidarnos por momentos de nuestro día a día y encontrar momentos para pensar y reflexionar acerca de lo que está ocurriendo a nuestro alrededor. Está claro que por mucho que nos bombardeen con noticias catastróficas y con un sin fin de documentales acerca de este tema, y por muchos blogers que nos juntemos para tratar este tema, si no dedicamos un tiempo a reflexionar a cerca de todo esto , la situación jamás cambiará. Si conseguimos ser un poco más conscientes y salir de la burbuja en la que vivimos, el siguiente paso llega solo. ACTUAR! Podemos actuar de mil millones de maneras diferentes. Para nosotros lo más importante es nuestro comportamiento en el día a día a la hora de consumir recursos energéticos, a la hora de comprar lo que "necesitamos" para vivir y a la hora de reciclarlo, y en todas esas pequeñas cosas y actos que multiplicadas por todos los que somos pues tienen unos efectos brutales. Además hay miles de organizaciones que nos informan diariamente de lo que está ocurriendo a las que podemos hacer donativos o colaborar como voluntarios o apoyar diferentes iniciativas. Cada uno debemos intentar hacer lo que esté en nuestras manos para intentar frenar un poquito esto. Por suerte hay una amplia oferta para todos los gustos. Y SÍ, por poquito que hagamos TODO CUENTA!
Bueno familia, amigos, lectores, blogers.... espero no aburriros con estos temas. Para que esto tenga un poquito de éxito os agradecería que hicierais un comentario en este post. No pretendo abrir una discusión ni un foro, pero si os agradeceríamos un pequeño comentario o crítica o lo que creáis conveniente. Recordad que está la opcion de hacer comentarios anónimos.
Mientras tanto, os copiamos una cita de Robert F. Kennedy muy interesante que creemos que nos puede ayudar a reflexionar: "Pocos tendrán la grandeza para alterar la historia; pero cada uno de nosotros podemos trabajar para cambiar una fracción de los acontecimientos, y en la suma de todos esos actos se escribirá la historia de esta generación... Es a través de muchos actos anónimos de coraje y de creencia que la historia de la humanidad se configura. Cada vez que un hombre se levanta por un ideal, o actúa para mejorar la suerte de otros, o lucha contra la injusticia, envía una diminuta onda de esperanza, y cruzándose unas y otras desde millones de centros de energía y de cuidado, esas ondas construyen una corriente que puede barrer las murallas más poderosas de la opresión y la resistencia."
También podéis ir a este post que publicamos hace un tiempo que quizás pueda ayudarnos a la reflexión.
Gracias a todos por leernos y animo con esos comentarios!
Besos muy fuertes desde tierras chilenas!
Uschi y Robert

2 oct. 2009

Sta Catalina: sol, olas y muchas cervecitas

Después de unos días en “casa” recuperándonos de nuestras aventuras darienitas, decidimos ir a pasar unos días a Sta Catalina, con la intención de hacer surf, bucear y pasar unos días tranquilitos sin movernos demasiado, asimilando todavía todas las aventuras que estamos viviendo. Santa Catalina es un lugar conocido por sus olas, donde muchísimos surferos, tanto locales como de otros muchos países vienen a surfear esta ola, considerada la mejor de Panamá. Al llegar nos instalamos en unas cabañitas frente al mar, un lugar muy tranquilo, bonito, verde y una vez más, tenemos esa sensación de haber encontrado un rinconcito perfecto para pasar unos días.
El primer día, conocimos a Sigor, un chico de Bilbao que fue el profe de surf de Uschi. Lo primerísimo que hicimos fue pillar unas tablas, profe para uschi y al agua patos!!! Que divertiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiidoooooo. Aquí hay varios sitios para surfear, pero nosotros solo nos hemos metido en las olas de playa estero, que son pequeñitas y facilitas porque los demás sitios dan miedo del tamaño y las rocas que hay. Uschi a los diez minutos de clase ya se levantaba en todas las olas! Tenía una sonrisa que no le cabía en la cara! Yo me partía de la risa porque cada vez que se levantaba en la tabla miraba al profe y me buscaba por el agua para ver si la estaba mirando mientras iba gritando yuuuuhuuuuuu. Yo mientras tanto me iba a las olas de un poco más atrás, y empecé con mis clásicos revolcones y tortazos con las olas. Yo me pase absolutamente todo el día en el agua y uschi un poco menos pero también. Saliamos siempre del agua con una sonrisa bien grande!! Acabamos los dos llegando a nuestra cabaña completamente destrozados y agotados. Esta semanita promete!! Eso sí, las marcas y heridas que tenemos del surf son tremendas!
En Sta Catalina, tampoco hay comercios, no hay cobertura ni cajeros, ni facilidades de ningún tipo y poquísimos turistas porque estamos en época baja. A pesar de haber poco movimiento, no sé como lo hacemos pero siempre nos cruzamos en el camino con gente encantadora y así conocimos a Jimy, Morena y su hija Jade y también a kristen y Jeena. Hemos hecho grupito de playita y acabábamos casi todos los días tomando cervecitas o cenando por ahí o haciendo algún plan divertido, como el de organizar una excursión a Isla Coiba, que fue tan espectacular que Uschi os lo contara en el siguiente post, porque aquí ya veis que no hay demasiado que contar… Ah sí!!! Hemos salido por la noche por primera vez en el viaje!!! Si… nos fuimos a una fiesta y duramos hasta las 12:30 de la noche! Jajajja
Bueno, no os aburro mas con esto, os dejo AQUI unas fotos del lugar y de nosotros intentando surfear. Leeros el siguiente post (El de Coiba) que es mucho más interesante que este!
Gracias por seguir leyéndonos y viajar con nosotros!!
Uschi y Robert